dimarts, 26 de juliol de 2016

aguas




a  g  u  a  s


tu y yo fuimos una arritmia
 de gotas gemelas,
el desliz de un rocío  desigual
sobre la yedra

que quedó de mi, en ti,
que quedó de la savia
bifurcada en la piedra

que sangre  subrepticia
nos quebró la pólvora,
-y corría
igualmente  bastarda
por la misma guerra-


que quedó
de la expresión carnívora
de nuestra mirada
despertando con el hambre
unísona
en mitad  de la nada

tu y yo fuimos tal vez  esos  ojos
estancando todo intento de agua

carmina ral (ophelia riu)