divendres, 2 de març de 2018

Verificar...



más que el pósito calmo
de este desfiladero
donde vamos llegando
para acallar trasiegos

nos verifica el hambre, el hambre de secreto...

nos verifica el trecho conquistado
hasta el remoto templo  donde avistar la  llave...
pues no existe más lengua
en este idioma sacro
que el impulso aéreo y centrípeto del ave,

qué más nos verifica 
si no el  lastrar con  plomo
a los pies de los pozos
que nunca tendran fondo...
quienes  urden a lumbre de cerilla
los mapas encriptados,las líneas discontinuas...
encadenando alas
a todas las periferias oscuras de la vida,

qué más nos verifica...
si no esta vocación 
de  atestarnos de aires
 y de aguas infinitas...

ophelia riu(carmina ral)