dilluns, 7 de maig de 2018

hoy ha vuelto...


hoy ha vuelto a posarse como ayer...
tu voz sobre el contorno de la hiedra,
la bronceada mano a acariciar
la piel como un torrente descubierta,

hoy ha vuelto intantáneo aquel temblor
con el aroma a lavanda y a existencia
y en el mordisco a la ciruela atroz
la noche a supurar néctar magenta...

que nadie más que yo guarda la voz
del estridente secreto de tu estrella
hibernando estíos  por error
arde en su gravedad este poema...

opheliariu(carmina ral)